Martha Fajardo

Martha Fajardo

Martha Cecilia Fajardo; egresada de la Universidad Piloto de Colombia, con una Maestría en Arquitectura del Paisaje de la Universidad de Sheffield en Inglaterra. Desde 1984, Martha ha participado activamente con el gremio internacional; fue fundadora de la Sociedad Colombiana de Arquitectos Paisajistas SAP y su primer presidente, delegada ante la IFLA (Federación internacional de arquitectos paisajistas). Recibió la máxima condecoración del Instituto de Arquitectura del Paisaje de Australia, premio del presidente en 2006; declarada Ciudadana Quindío Siglo XXI, en 2002; Premio Excepcional por la Exposición de Horticultura Xian, China 2010; Medalla Jesús María Ocampo Toro, del concejo municipal de su ciudad natal, octubre 2015. Fundadora de la empresa Grupo Verde en compañía de su esposo Noboru Kawashima arquitecto paisajista y urbanista japonés, firma dedicada a la práctica profesional de la Arquitectura del Paisaje, con innumerables distinciones por su destacada vida al servicio de la humanidad. Más información @grupoverdeltda

       Con el mundo en encierro, la capacidad de salir y tomar aire fresco nunca ha sido tan importante o tan ferozmente disputada. Para los residentes de la ciudad, el acceso equitativo al espacio verde público especialmente local debe ser más que un servicio de la era del coronavirus. Los espacios verdes públicos son esenciales para el sistema inmunitario y la mente, y se pueden racionar para permitir el distanciamiento social.

       La experiencia de distanciamiento social y aislamiento nos hizo apreciar el valor de la participación de la comunidad y los contactos informales con vecinos y amigos que son posibles gracias a parques, calles, plazas y espacios públicos.

       El Coronavirus ha ahondado aún más este estado de disrupción, pero al  mismo tiempo ha demostrado el poder de la naturaleza, la ciencia, la tecnología y la solidaridad. La pandemia nos está develando otro camino hacia “una sanación planetaria y una renovación social”. Esta nueva capacidad colectiva será crucial para abordar muchas otras áreas de crisis en los próximos meses, años, desde la acción climática, la biodiversidad, la equidad y el bienestar para todos.


  • El Covid-19 nos está generando numerosas lecciones, y de cómo las ciudades repensarán la infraestructura en los próximos años será una de las pruebas de resiliencia urbana. También es cierto que en medio de esta pandemia nos hemos dado cuenta de la urgencia de rediseñar, reinventar, reenfocar, gestionar el espacio público, las zonas verdes, y parques en un sistema adaptativo y modular.

  • A medida que el estilo de vida y los hábitos de consumo se han transformado de la noche a la mañana y los gobiernos han comprometido muchos recursos económicos en las economías nacionales y locales, los desafíos de superar la pandemia podrían en última instancia fomentar un futuro urbano más equitativo y sostenible.

Desde una reflexión hay una serie de posibilidades:

    • La planificación del uso del suelo y los planes de ordenación: deben revisar el rol del espacio público (parques, espacios verdes) convirtiéndolas en áreas flexibles, designadas como zonas de reacción, que pueden convertirse rápidamente en hospitales temporales, campamentos o áreas de distribución.

    • La inteligencia artificial y la ciencia aplicada: harán que sea más fácil, más rápido y económico comprender el territorio vs virus, cómo contener sus efectos devastadores, y específicamente como rediseñar y gestionar los espacios públicos.

    • El rol del gobierno Local: deben constituirse en una plataforma de concienciación y participación ciudadana que esquematice esas transformaciones, especialmente desde lo local. Transectorial y multinivel. Que construya confianza y cohesión…lo local y comunitario se convierten en parte de la respuesta.

    • El Diseño biofílico: espacios públicos saludables permitiendo un cambio positivo en las comunidades a través de la creación de infraestructura de vida regenerativa y paisajes públicos. Trabajando para integrar ciclos y sistemas naturales en entornos de todas las escalas, desde el parque urbano de bolsillo hasta la estructura ecológica principal.

    • Desde lo local nuevas apuestas en el desarrollo urbano: ej. la “ciudad de los 15 minutos” (del urbanista colombiano Carlos Moreno) y el potencial la renovación urbana y revitalización de los servicios a cortas distancias, movilidad a pie o en bici, potenciando los recursos de proximidad, gestionando, rediseñando el ámbito público más y mejor, darle a cada lugar múltiples usos y reapropiarse del espacio público para hacer de él, lugares de encuentro, de vida. Encontrar nuevas formas de introducir la actividad comercial en más espacios públicos; esto los anima y los hace autosuficientes.